Desde hace ya algunos años, la situación fronteriza para los inmigrantes que pretenden entrar a territorio estadounidense, se ha recrudecido debido a las políticas que desde el gobierno Trump, vienen imponiéndose en el país.

Esto ha representado para muchas familias, limitaciones grandes para poder organizar su situación legal en el país. Y, sobre todo, para obtener la facilidad de ingresar a Estados Unidos sin muchos obstáculos.

La esperanza de muchos inmigrantes fue alentada cuando el nuevo presidente Biden, subió a la presidencia y mostró una nueva posición frente a la situación migratoria. Sus cambios de políticas, su empatía ante la situación de muchas familias separadas por las políticas fronterizas y su voluntad para reunir a millones de personas separadas por anteriores gobiernos, puso un cambio ante el panorama.

Sin embargo, debido a la situación actual mundial y directamente del país, las cifras de detenciones fronterizas se han elevado en los últimos días.

Panorama actual para los inmigrantes

Este año fiscal, en números en cuanto a detención de inmigrantes, ha representado para el país unos 1,7 millones de arrestos en la frontera con México. Lo que hasta el momento y según los expertos, representa la cifra más alta desde que han empezado a contabilizarse este tipo de procedimientos fronterizos.

El número exacto de inmigrantes detenidos es de 1.734.686 millones entre el mes de octubre de 2020 y septiembre de 2021 según la Oficina de Aduana y Protección Fronteriza.

Esto, no solo ha demostrado una gran contradicción para el gobierno Biden-Harris, sino una falta de flexibilidad para los inmigrantes debido a que siguen manteniéndose las políticas del gobierno anterior, tal y como “El título 42” que se institucionalizó para proteger al país del contagio exponencial de Covid-19 debido a la inmigración.

Sin embargo, cabe aclarar que bajo este título, los arrestos ejecutados no han representado únicamente personas del país vecino. Bajo esta política han sido expulsadas del país personas de 160 países diferentes, a las cuales hasta el momento se les ha complicado no solo acceder a la entrada al país sino también, poder apelar al asilo.

Popularidad de Biden cae ante opinión pública

Una lluvia de críticas cae en este momento sobre los hombros del nuevo gobierno, debido a que en su ingreso a la Casa Blanca, el presidente Biden prometió tener una política mucho más humana sobre los inmigrantes. Sin embargo, tras las promesas, ruedas de prensa y buenas intenciones que se plantearon, la situación para los inmigrantes no ha cambiado.

No obstante, en defensa del gobierno, la vicepresidente Harris, ha comentado ante los medios que la situación actual es solamente el reflejo de los vacíos y errores heredados de gobiernos anteriores. El sistema, más que estar brindando soluciones para los inmigrantes, estaba siendo gestionado de una manera desorganizada, errónea y con un sistema fronterizo prácticamente destruído.

Estos son los retos que tiene la actual administración. Ya que debe reestructurar el sistema migratorio, lidiar con la actual situación sanitaria, la opinión pública y mejorar las condiciones de todos sus ciudadanos en el país.

Estatus de los inmigrantes

Las críticas a la administración no cesan. Pero hay que resaltar, dentro de la gestión del nuevo gobierno, las avanzadas políticas para el cuidado de los inmigrantes más jóvenes. Se les asegura cuidados y tratos mucho más dignos, además de mantener el programa que les protege contra la deportación.

Por otro lado, el gran esfuerzo del gobierno por reunificar las familias que fueron separadas por años debido al recrudecimiento de las políticas de deportación y no menos importante, detener el plan de construcción del muro fronterizo entre Estados Unidos y México.

Sin embargo, en el panorama actual, se registra un aumento de cifras en inmigrantes de México, Guatemala, Honduras y El Salvador. Aunque se han recrudecido las deportaciones para estos países, han aumentado sus intentos de reingreso poniendo no solo en peligro sus vidas sino también la estabilidad fronteriza.

Esta situación ha llevado a elevar las cifras de detenciones de inmigrantes que se eleva en este momento a 1,1 millón de adultos, 145.000 niños no acompañados. Este número alarma severamente a las autoridades del país ya que se encuentra dentro de las cifras récord jamás antes registradas.

Soluciones para los inmigrantes

Aunque la situación para los inmigrantes parece no ser muy prometedora, el partido demócrata se moviliza para lograr estabilizar las políticas de migración. Con este objetivo se han incluído en el presupuesto de la nación 100.000 millones de dólares para los programas de inmigración, sin embargo, esta cifra aún está en su camino de ser aprobada por completo por el congreso.

Por otro lado, se insiste en políticas de protección para que los inmigrantes puedan acceder a prórrogas que les permitan quedarse y trabajar por 5 años dentro del país, lo que los protegería inmediatamente de la deportación y además poder viajar al extranjero.

Este tipo de nuevas disposiciones realmente serían de ayuda para un aproximado de 7 millones de inmigrantes que se encuentra actualmente en el país, sin embargo todo parece indicar que este tipo de esfuerzos no tienen un apoyo completo dentro del congreso, por lo que podría ser una propuesta que hasta el momento, no tenga solidez y respaldo.

Por el momento, la disposición de este presupuesto parece no estar completamente aclarado, mientras algunos sectores creen que no será suficiente para estabilizar la situación de los cientos de inmigrantes buscando una solución para su estatus legal, otros consideran que este dinero ayudaría a reducir varios retrasos en el proceso migratorio, permitiendo mayor disposición legal para facilitar el proceso de asilo y de procesamiento fronterizo.

Si estás buscando un abogado que te pueda ayudar a cambiar tu estatus legal en el país, en Zambrano & Ruiz estamos comprometidas para darte la ayuda que necesitas. Consúltanos ahora y déjanos convertirnos en tu mano derecha en todo este proceso.